Club Tragon   Sub head    
     
 

AMPUDIA

 

Calle: General Ampudia, 18. Zona Chamberí. Madrid.

Teléfono: 91 535 12 47
Web: www.restauranteampudia.es
Fecha: 27 de mayo de 2016 CENA:
 
 
PRESENTACIÓN:

Cocina de autor. Neocastiza.

 

"El restaurante Ampudia ofrece una cocina española tradicional clásica y de temporada, buscando siempre el mejor momento de los productos y mostrando un respeto absoluto por su calidad. Su carta cambia según la temporada y en ella podemos encontrar platos tan apetecibles como por ejemplo las Sardinas Ahumadas sobre tartar de Tomate a la mostaza antigua, verdinas estofadas con rabo de toro, el clásico cogote de merluza a la plancha con ajito frito y guindilla, su steak tartar de solomillo o unas deliciosas alcachofas en salsa verde con almejas. El restaurante Ampudia cuenta con varios salones con diferentes estilos de decoración, todos ellos en planta calle, ofreciendo un ambiente cálido en sus mesas. El restaurante cuenta con tres salones, dos de los cuales son privados con capacidad desde 6 a 12 uno, pintado en negro mate y con luz natural y una gran lámpara central le dan un estilo moderno y el otro desde 8 a 18 personas. Este último cuenta con un estilo más tradicional donde encontramos una chimenea y sobre ella un gran bodegón, en sus paredes dos relojes de pared y una vitrina con figuras de Sargadelos. El salón principal, todo exterior y con cuatro grandes ventanales, tiene una capacidad para unos 40 comensales y un estilo más moderno. En temporada cuenta con una terraza exterior con capacidad para unos 32 comensales, donde poder disfrutar de una agradable cena o tomar simplemente una copa."

(Información extraída de su página web)

 
Fundado:

2013

Propietarios: Fernández Cano y Fernández Ruán C. B.
Dirección David Fernández Cano y Miguel Ángel Fernández Ruán
Chef: Miguel Ángel Fernández Ruán
Jefe de sala: David Fernández Cano
 

Los dueños trabajaron en el restaurante Ferreiro, visitado por la Cofradía Club del Tragón dos veces, en la cena Nº 129, en el año 2000 y en la cena Nº 228, en el 2009.

El precio medio estimado por persona en la fecha de la cena es de 35 €.
 
COMENTARIOS:

Entorno: Está situado en el distrito de Chamberí, en la zona de Moncloa y hace esquina entre las calles del General Ampudia, General Dávila y Avenida del Valle.

Las cañas: Las tomamos en el propio restaurante. Con las dos primeras cañas pusieron un pequeño aperitivo de aceitunas. La pequeña barra del bar estaba desatendida y solo aparecía un camarero cuando venía por algo que le habían pedido del interior. Hubo dificultad en conseguir las cañas para los comensales que iban llegando y ni siquiera ponían aperitivo. Hubo que pedirlo para conseguirlo. La caña la cobran a 2,75 € y el tercio a 3,57 €. Se tomaron cinco cañas y tres tercios.

Nombre: El nombre se corresponde con el apellido del General que da nombre a la calle donde está situado el restaurante. A su vez Ampudia es un municipio de la provincia de Palencia.

Carta en la web: Si, en formato pdf, con listado de alérgenos y con precios, que aunque no lo menciona, no llevan el I.V.A. incluido.

Carta de vinos en la web: Si, con precios sin I.V.A. incluido y sin hacer mención de ello.

Local: En los años noventa, en este local, estuvo situado uno de los restaurantes emblemáticos para los miembros del club, Quattrocento. La Cofradía Club del Tragón lo visitó dos veces, en la cena Nº 13, en el año 1991 y en la cena Nº 26, en 1992, aunque particularmente fuimos muchas más veces. Se accede desde la calle a través de un pequeño bar. Una vez dentro nos situaron en uno de los dos salones privados, el descrito en la presentación como más tradicional, que compartimos con otro grupo. La iluminación es adecuada. El techo de escayola blanca y el suelo de madera en tonos oscuros. Las mesa rectangular, con amplio espacio para los comensales. Las sillas, modernas, de madera con el mismo tipo de tono de barniz que el suelo. La mantelería es blanca. La vajilla, moderna, también es blanca. Ponen copas pequeñas para el vino y grandes para el agua. Al estar en un reservado y compartido, la separación entre mesas se veía acortada. El local estaba casi lleno.

Comensales: Seis, Raúl, Antonio Arnaiz, Antonio de la Poza, Ricardo, Carlos y Antonio Ávila.

Pan: Lo sirven individualmente. Consiste en bollito de pan de corteza dura y miga densa. No agradó a nadie, es más, al pedir posteriormente más sirvieron otro tipo de pan, precocido, que estaba mejor. Lo cobran, junto con el aperitivo, a 2,75 € por persona.

Aperitivo:

Caldo de setas y croqueta de espinacas y queso: El caldo lo sirven en un vasito. Está calentito y denso. Bueno aunque mejorable. La croqueta, en forma redonda, buena, con bechamel espesa y claro sabor a espinaca. No se nota el queso.

Entrantes:

Boletus salteados con Foie: Lo sirven en una fuente. Las setas vienen cortadas en trozos grandes y salteadas con porciones de tamaño similar de foie. Por encima un poco de perejil. Tiene un ligero sabor dulzón. Muy buenas. Se pidió una ración a 18,59 €. Con el descuento se queda en 9,30 €.

Buñuelos de bacalao con pimientos de Padrón: Los traen en un plato llano sobre papel absorbente. Encima de ellos unos cuantos pimientos fritos de Padrón. El rebozado ligero y crujiente. El bacalao bueno. Las opiniones van de normales a buenísimos. Los pimientos no le aportan nada al plato. Se pidió una ración a 18,15 €. Con el descuento se queda en 9,08 €.

Pulpo al ajillo: Viene en una especie de sartén moderna donde lo han cocinado. Son trozos cortados de pulpo cubiertos por la salsa en la que se ha cocinado. Lleva guindilla y perejil por encima. Es una opción diferente, que aunque no estaba mala, no convenció. Quizás con un poco más de aceite y mejorando el punto de cocción pueda ser atractiva. Se pidió una ración a 20,35 €. Con el descuento se queda en 10,18 €.

Mollejitas de lechal con setas de temporada: Lo traen en una fuente moderna y rectangular. Las mollejas y las setas están cortadas en pequeñas porciones predominando las primeras sobre las segundas. Nada que destacar, normalitas y sosas. Se pidió una ración a 20,02 €. Con el descuento se queda en 10,01 €.

Segundos:

Lubina a la sal (2 personas): La presenta en la mesa con su costra de sal recién salida del horno, la preparan y la sirven limpia en los platos. La guarnición, la traen en un plato aparte, a base de patata cocida con pimentón y una especie de cebolla pochada. También ponen un bol con alioli. Estaba muy buena. Se pidió una ración a 46,75 €, 23,38 € por persona. Con el descuento se queda en 11,69 €.

Carrillada ibérica en salsa de manzana: La sirven en un plato llano. Son tres porciones de carne cubiertas por la salsa. Se acompaña con un poco de pisto, patatas cocidas y pimientos del piquillo. La salsa melosa y carne buena. Se pidió una ración a 18,15 €. Con el descuento se queda en 9,08 €.

Medallones de rape a la sidra con manzana y almejas: Los presentan en un plato hondo. Aparenta ser una sopa en la que se aprecian tres porciones de rape, almejas, gambas y patatas. Entre normal y bueno. Se pidieron dos platos, cada uno a 25,85 €. Con el descuento se queda en 12,93 €.

Manitas de cerdo deshuesadas a la mostaza antigua: Son tres porciones de carne cubiertas de la salsa de mostaza y acompañadas de una guarnición similar a la de la carrillada. Muy ligeras, entre buenas y muy ricas. Se pidió una ración a 19,69 €. Con el descuento se queda en 9,85 €.

Postres:

Sorbete de limón batido al cava: La clásica copa con pajita. Fresquito y muy bueno. Se pidieron dos, cada uno a 6,05 €. Con el descuento se queda en 3,03 €.

Tulipa de helados variados: La sirven en un plato llano de postre. Son dos bolas, una de helado de yogurt en el centro de la tulipa y otra de turrón sobre la primera y apoyándose en el borde de la misma. Helado corriente. Se pidió uno a 6,05 €. Con el descuento se queda en 3,03 €.

Tarta de Tiramisú sobre natillas de café y helado de dulce de leche: Consiste en un plato llano en el que sitúa en el centro la tarta en forma de cubo, a un lado el contenido de una cuchara de las natillas vertido sobre el plato. Tres goterones de una especie de jarabe de fresa y una cuchara, de las que se usan para sopa en restaurantes chinos, con una pequeña bola del helado de dulce de leche. Bueno. Se pidió uno a 6,05 €. Con el descuento se queda en 3,03 €.

Tocinillo de cielo sobre bizcocho de almendras y helado de mango: Lo sirven en un plato hondo moderno con la parte central pequeña y mucho borde. Como si fuera un bol con el borde ancho. Ponen dos triangulitos de tocino de cielo y una bolita del helado. La textura del tocinillo es como de flan mas que de bizcocho. Bueno. Se pidió uno a 6,05 €. Con el descuento se queda en 3,03 €.

Arroz con leche con su costra de caramelo: Viene en un recipiente para postre con la capa de azúcar quemado por encima. Bueno. Se pidió uno a 6,05 €. Con el descuento se queda en 3,03 €.

Cafés e infusiones:

Se tomaron cuatro cafés y dos infusiones respectivamente cobradas a 2,48 € y 2,78 € cada unidad. No pusieron nada para acompañar. En la carta de la web a ambas bebidas le corresponden 2,16 €.

Vinos:

Martín Códax 2015: Vino Albariño blanco con denominación de origen Rías Baixas. De las bodegas Martín Códax de Cambados, Pontevedra (www.martincodax.com). Elaborado con uva Albariño 100%. Muy bueno. Pedimos dos botellas a 20,46 € cada una. El precio aproximado de venta al público en una tienda es de 9,0 € la botella, por lo que el restaurante más que duplica el precio de venta al público en un comercio. El precio no coincide con el de la carta.

Luis Cañas crianza 2013: Vino tinto con denominación de origen de la Rioja, de las bodegas del mismo nombre (www.luiscanas.com). Elaborado con uvas de la variedad Graciano, Tempranillo y Garnacha. Bueno. Pedimos dos botellas a 19,25 € cada una. El precio aproximado de venta al público en una tienda es de 9,00 € la botella, por lo que el restaurante casi duplica el precio de venta al público en un comercio.

Copas: Invitaron a chupitos.

Servicio: Servicio correcto aunque tardaron mucho en atendernos. Una vez tomada la comanda todo fue seguido. Van correctamente uniformados con camisa y pantalón negros, el maître con traje.

Porcentajes: Del total del precio en factura de la cena, sin incluir las cañas, el 58,3% corresponde a comida y el 41,7% a bebida. Sin el descuento los porcentajes serían de un 71,6% y un 28,4% respectivamente.

La carta y la factura: Ambas contienen los precios sin el I.V.A incluido y en la carta ni siquiera lo indica. La carta en la web está actualizada con la del restaurante, salvo la de postres que hay dos, con precios diferentes, depende por donde entres ves una u otra. En la factura inicial pusieron cinco botellas de agua en lugar de dos, tras indicárselo fue corregida. Una vez analizada la factura presenta algunos fallos. Falta incluir dos cañas y un tercio pedidos en la barra. El precio del vino Martín Codax en la factura es superior al de la carta. Si consideramos correcto el precio de los postres en la factura (el más alto de las dos cartas en la web) y el de los cafés, distinto al de la carta en la web, entonces la factura presenta una diferencia a nuestro favor de 1,26 €.

Comentario final: Restaurante amplio con salones privados. Decoración moderna con toques clásicos. Bar desatendido. Servicio correcto aunque con retrasos iniciales. Platos abundantes y de buena calidad. Aforo completo. No informan en la carta que los precios no incluyen el I.V.A. como debe de hacerse. Errores en la factura. Al reservar por medio de "el tenedor" nos ofrecen un descuento del 50% sobre la comida. En la factura final fue del 31,84% sobre el total, ahorrando 113,50 €. Sin el descuento la comida hubiera costado 59,35 € por persona.

 
Antonio Ávila .
 
 
PUNTUACIONES:
 
AAv
AAr
APo
Car
Jus
Rau
Ric
7
8
6
9
-
7
6
 
PUNTUACIÓN MEDIA:

7,16

 
 
PRECIOS DE LA CENA POR PERSONA:
 
LA NOCHE DE LA CENA:
40,43 €
ACTUALIZADO:
 
En el precio no se incluyen cañas ni copas.
 
Reservó Antonio de la Poza.
 
Ver factura
Ver tarjeta
 
La carta (27/05/2016):
 
 
Actualizada el 11 de junio de 2016
 
Notas: Las puntuaciones y comentarios que se expresan en esta web son referentes a las cenas y a las circunstancias concretas que concurren en cada una de ellas. No se juzga ni puntúa al restaurante.
 
 

 

 

 

Image